Breve historia de la debilidad y destrucción del marco institucional en Venezuela - Núm. 167, Diciembre 2018 - Serie Informe Sociedad y Política - Libros y Revistas - VLEX 752527957

Breve historia de la debilidad y destrucción del marco institucional en Venezuela

Autor:Eugenio A. Guerrero F. - Luis A. Herrera O.
Cargo:Periodista, analista político y económico. Universidad Católica Santa Rosa. Investigador de CEDICE-Libertad. - Licenciado en Filosofía y abogado. Universidad Central de Venezuela. Investigador de CEDICELibertad. Profesor de Teoría Constitucional e Introducción a la Economía. Universidad Autónoma de Chile
Páginas:6-10
 
EXTRACTO GRATUITO
Serie Informe Sociedad y Política 167
1.1 De inicios del siglo XX a 1998
ara comprender cómo un proyecto político clara-
mente antagónico al orden republicano emergió
con éxito, es fundamental conocer las causas que
lo explican. Si se quiere ver como una causa en sí
misma, basta con hacer tabula rasa, pero si la búsqueda
se encamina más allá de la simple reducción coyuntural,
en ahondar en las circunstancias que llevaron a un militar
golpista a tomar el poder por vía democrática y pulverizar
toda una institucionalidad hasta hacerla irreconocible, nos
permitirá ver aquel acontecimiento, en honor al rigor, como
una consecuencia. ¿Consecuencia de qué? De una cultura
política9 que, desde su origen, -más allá de la política vista
como guerra en el sangriento siglo XIX venezolano-10 fue un
“modo de construir lo político” populista11.
A nales de la tercera década del siglo XX la participación po-
lítica se cuela por las rendijas de los salones universitarios.
Los jóvenes de “la generación del 28” impresionarán con su
irreverencia contra un Estado social prácticamente acrítico
frente al militarismo reinante. La dictadura pacicadora de
las turbamultas caudillistas no se tocaba ni con el pétalo de
una rosa y cuando los jóvenes lo intentaron, fueron a parar a
las cuasi medievales y crueles cárceles. Serán ellos quienes
en sed de conocimiento y en rechazo profundo del determi-
nista positivismo sociológico realizado por los intelectuales
en el poder12, alimentarán sus mentes frescas y enardecidas
con el marxismo más ortodoxo y lecturas revolucionarias.
Yegulev, Sorel, Marx y Lenin serán sus referentes13.
Luego de años de lucha clandestina, exilios y fundaciones
de partidos y movimientos, el principal partido populista li-
P
1. BREVE HISTORIA DE LA DEBILIDAD Y
DESTRUCCIÓN DEL MARCO
INSTITUCIONAL EN VENEZUELA
6
Entendida como “las orientaciones especícamente políticas -actitudes hacia
el sistema político y sus diversas partes- y las actitudes hacia el rol del yo en el
sistema (…) Esto es un conjunto de orientaciones hacia un conjunto especial
de objetos sociales y procesos.” en Almond, Gabriel & Verba, Sidney. “The civic
culture”. EEUU: SAGE Publications, 1989, p. 12.
9
derado por Rómulo Betancourt aparecerá en 1941. Acción
Democrática, partido socialista de estructura leninista po-
liclasista (no marxista) y “antiimperialista” iniciará el cami-
no hacia su proyecto hegemónico radical. En 1945 llegarán
al poder por medio de un golpe militar contra el presidente
Isaías Medina Angarita bajo lo que llamarán la “Gloriosa re-
volución de octubre”. Será el primer ensayo de poder que no
durará más que un trienio. En su anhelo legítimo de instau-
rar el voto universal, directo y secreto, terminaron por con-
fundir las urnas electorales con las condiciones necesarias
y sucientes para hablar de democracia y libertad en senti-
do amplio.
En 1946 se aprueba el voto universal bajo un Estatuto Elec-
toral y al obtener Acción Democrática (AD) el 78,43% de
los votos en los comicios de aquel año para la elección de
representantes a la Asamblea Constituyente, creyeron que
eso los hacía dueños del país y, en nombre de la democra-
cia, terminaron por instaurar una dictadura de partido que
agredía a la disidencia, violaba los derechos de propiedad
privada, apresaba sin juicio previo, fue intolerante en materia
religiosa y cultivó un clima de violencia política que terminó
por desestabilizar el país. En 1948 se eligió a Rómulo Galle-
gos con abrumadora mayoría, pero no durará ni diez meses
en la primera magistratura. Al hacer caso omiso a la adver-
tencia militar de la necesidad de armonizar el país, el n de
su mandato llegó en noviembre de 1948. Un trienio, llamado
“adeco”, debido a que los recursos del Estado y su institucio-
nalidad se pusieron al servicio del partido leninista14.
En los diez años siguientes hubo una dictadura militar. A ini-
cios de 1958 un nuevo golpe militar la derrocó. Los dos par-
tidos principales después de AD, COPEI, partido socialcristia-
no y el socialista URD (Unión Republicana Democrática), los
Al respecto, Manuel Caballero, armará que “en la polis pues, y como debe ser,
nacerá la política para los venezolanos, quienes hasta entonces sólo habían
conocido por tal la guerra”. En “Historia de los venezolanos en el siglo XX”.
Caracas: Editorial Alfa, 2010, p. 102.
10
Laclau, Ernesto. La razón populista. México: Fondo de Cultura Económica,
2005, p. 11.
11
Véase, por ejemplo: Iturrieta, Elías Pino. Positivismo y Gomecismo. Caracas:
Editorial Alfa, 2016.
12
Jesús Sanoja Hernández en prólogo al libro de Sosa Abascal Sosa A. &
Eloi Lengrand “Del garibaldismo estudiantil a la izquierda criolla”. Caracas:
Ediciones Centauro, 1981.
13
Véase Suárez, Naudy. El trienio democrático de 1945 a 1948: el ensayo, el error
y la enseñanza. Caracas: Fundación Rómulo Betancourt, 2014.
14

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA