Impuestos verdes: deben ser acordes a nuestra realidad - Núm. 1413, Agosto 2019 - Temas Públicos - Libros y Revistas - VLEX 809916501

Impuestos verdes: deben ser acordes a nuestra realidad

RESUMEN

El proyecto de ley que moderniza la legislación tributaria propone un cambio en la base de establecimientos afectos al impuesto verde, desde una medida de capacidad instalada a una de emisiones de CO2. Esto tiene lógica, ya que el objetivo del impuesto es reducir emisiones. Sin embargo, implica aumentar el número y tipo de establecimientos afectos, y ello tiene el riesgo de generar una fuga de... (ver resumen completo)

 
EXTRACTO GRATUITO
LIBERTAD Y DESARROLLO
TEMAS PÚBLICOS
www.lyd.org
1413 - 2
23 de agosto de 2019
ISSN 0717-1528
1
IMPUESTOS VERDES:
DEBEN SER ACORDES A NUESTRA REALIDAD
Los gases efecto invernadero (GEI) -principalmente dióxido de carbono (CO2) y
metano- atrapan parte de la radiación solar que llega a la Tierra y demoran su
salida al espacio, contribuyendo a que la temperatura promedio del planeta sea de
alrededor de 30 grados Celsius. Este equilibrio se está viendo amenazado por el
cambio climático
i
debido a causas que podrían ser naturales (por variaciones en la
energía que se recibe del sol, erupciones volcánicas, circulación oceánica, procesos
biológicos y otros) o derivadas de la actividad humana (por la emisión de GEI en
los procesos productivos y la alteración del uso de suelos por deforestación).
Según el Panel Intergubernamental de Expertos so bre Cambio Climático (IPCC, por
sus siglas en inglés), es extremadamente probable (95% - 100%) que más de la
mitad del aumento observado en la temperatura de la superficie promedio
mundial de 1951 a 2010 haya sido causado por el aumento antropogénico en las
concentraciones de GEI y otras fuerzas antropogénicas (IPCC, 2018)
ii
. Esos
resultados son consistentes con el consenso reportado por Cook et al. (2013
iii
,
2016
iv
) de que el 97% de los científicos está de acuerdo en que la acción humana
es la principal causa del aumento de las temperaturas.
El proyecto de ley que moderniza la legislación tributaria propone un cambio en la base de
establecimientos afectos al impuesto verde, desde una medida de capacidad instalada a
una de emisiones de CO2. Est o tiene lógica, ya que el objetivo del impuesto es reducir
emisiones. Sin embargo, implica aumentar el número y tipo de establecimientos afectos, y
ello tiene el riesgo de generar una fuga de carbono. Por este fenómeno es que se debe
tener cuidado en no tener un precio del carbono excesivamente alto.
La fuga de carbono también evidencia la necesidad de coordinar a las naciones para que
avancen en mitigación de forma conjunta, pero en proporción con su nivel de desarrollo y
de contribución a las emisiones globales. No es conveniente que Chile se adelante y
aumente el impuesto a las emisiones de gases de efecto invernadero fuera del marco de las
negociaciones internacionales, las que, en todo caso, deben considerar las
responsabilidades diferenciadas.

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA